Nacionales

Importados

F1 Web

Gustavo López Productor de Seguros

Búsqueda personalizada

Road Test de autos importados en el mercado argentino

Por Gustavo Ernesto López
. Twitter Facebook El Blog de Test del Ayer

Mini Cooper S John Cooper Works - 2006

 

Tuneado de fábrica

 

Revista Auto Test Nro 190. Agosto de 2006

 

Mini Cooper S John Cooper Works

Esta edición limitada de sólo 15 unidades llega al mercado local con un kit John Cooper que eleva la potencia del motor 1.6 de 170 a 210 CV. Gracias, además, a otras modificaciones en el tren de rodaje, este Mini "tuneado" de fábrica es una verdadera máquina generadora de emociones al volante

Es cierto, por lo general defenestramos el tuning y no lo vamos a negar. Pero sería necio desatender el éxito que este fenómeno ha tenido alrededor del planeta. Así como el arte (si se me permite la licencia), el tuning se exhibe en diferentes expresiones, desde el más casero y divagante hasta en las verdaderas piezas de ingeniería.
Las automotrices se habían mantenido indiferentes a esta movida, pero cada vez son más las que ofrecen versiones o kits en lo que se denomina "tuning de fábrica". Este es el caso del Cooper S JCW que incluye el kit de potenciación realizado por John Cooper, empresa británica asociada a Mini que tantos trabajos realizó para optimizar diversas ediciones de la marca en décadas pasadas (ver recuadro "El mentor").

Mini Cooper S John Cooper Works
Puesto de comando sin novedades; sólo la plancha, también revestida en fibra de carbono

Potencia específica

La base es la de un Cooper S, versión que desarrolla nada despreciables 170 CV y que entre estas páginas hemos probado en varias oportunidades. Pero el kit John Cooper Works agrega importantes dispositivos para que la potencia suba a 210 caballos, una cifra exorbitante para un 1.6 que redunda en nada menos que 130 CV/litro.
En principio, se adoptó un nuevo compresor rotativo que gira a más revoluciones para lograr una presión superior, que consigue además "aspirando" por una toma de aire adicional. El mayor caudal de alimentación obligó a modificar además los conductos de admisión en la tapa de cilindros, las válvulas, los inyectores y las bujías. Como resultado, un plus de 40 caballos y un carácter más agresivo que nunca.
También se modificó el escape, se trabajó en su sonido y se adoptó una vistosa doble salida con el emblema John Cooper Works grabado en el metal, aunque también lo luce en la grilla inferior delantera y en el portón. No se privó de calzar llantas de 18 pulgadas que dejan bien a la vista los generosos discos y los calipers colorados (también con sello JCW), indicadores obligados de alta performance. Además de los pequeños faros de profundidad adicionales (conectan con las luces altas), abunda la fibra de carbono, material con que se confeccionó la toma de aire delantera, los espejos externos y el voluminoso alerón trasero, imán para tuneros.
Puertas adentro no encontrarnos mayores cambios, tan sólo la plancha en fibra de carbono y el emblema JCW en el enorme velocímetro central, donde también se exhibe la placa con la numeración de la unidad, que en nuestro caso era la 5ta de las 15 que se importaron a Argentina. Lo demás, todo igual que en el S: buena posición de manejo pero con cojín corto, tacómetro frente al conductor y plazas traseras sólo aptas para niños pequeños por el limitado espacio.
También mantiene el equipamiento del Cooper S, con un nivel adecuado pero dejando como faltantes el climatizador automático y el cargador de CDs. A cambio tiene pack eléctrico, cruise control, doble techo solar, etc. Y en materia de seguridad mantiene un buen nivel, con airbags laterales y de cabeza, ABS, faros de xenón y control de tracción. Opcionalmente, control de estabilidad (U$S 667), sensor de lluvia (627), CD Changer (960) y equipo de audio Harman Kardon de alta fidelidad (1.086), entre otros accesorios. Teniendo en cuenta su elevado precio de lista "base" de 54.900 dólares, todo debería ser de serie.

Mini Cooper S John Cooper Works

Emociones a bordo

Acelerar el JCW es un vicio, y la verdadera incitación es el sonido del motor, que muta de un ronquido grave a un alarido ni bien se superan las 4.500 rpm, régimen en que el compresor "carga" con todo. Mantiene el empuje hasta las casi 7.000 rpm, con aceleraciones rapidísimas. Aprovecha las cortas relaciones de las seis marchas, con saltos en los que el régimen del motor apenas cae para aprovechar la mejor franja de potencia. El control de tracción es indispensable: 200 caballos a pleno en las ruedas delanteras significan un patinamiento excesivo, mucho caucho quemado y una innecesaria columna de humo que puede en realidad ser un excelente recurso para exhibicionistas.
Registramos una máxima de 226 km/h, 11 más que el Cooper S. Llega en 6ta cerca del corte y del punto de sordera. En aceleración se "clavó" en 6,7 segundos, el mejor tiempo logrado tras tomarle la mano y arrancar con patinamientos lógicos.
Más allá de números y tiempos (puede dejar atrás a muchos GTi, M, R, AMG, VTi, etc.), este Mini se disfruta en trazados difíciles, ésos que obligan a acelerar, frenar. rebajar, doblar... y transpirar. Su tamaño. su poder de aceleración y reacción, la excelente estabilidad y la rapidez de la dirección lo convierten en uno de los autos más ágiles y nerviosos del mercado. Y si a eso sumamos, insisto, el sonido, todos nuestros sentidos y emociones serán desbordados al volante. Tan eficiente es el chasis que aún con tracción delantera es muy sencillo lograr sobrevirancias que "achican" el radio de curvas lentas y generan sonrisas en el piloto. Nada de inclinaciones ni vicios extraños, sólo hay que "llevarlo" un poco en lo recto cuando el pavimento es desparejo porque se pone algo inquieto, saltarín.
Pero el terreno más hostil para este JCW es la ciudad. con suspensiones no aptas para empedrados, cunetas, cortaduras, lomos, etc. En cada uno de esos accidentes su estructura parecería sufrir (y nuestros riñones también).
¿Tiene lógica comprar un Mini de estas características? Muy poca, pero quien pueda adquirirlo sin dudas lo hará valorando su exclusividad y el vértigo de 210 caballos contenidos en un envase de tan sólo 3,6 metros, una verdadera rareza automotriz.

Por Matías Antico
Fotos Miguel Tillous

Mini Cooper S John Cooper Works
Butacas deportivas

John Cooper. El mentor

El británico John Cooper tenía 24 años cuando su padre, Charles, fundaba la Cooper Car Company, empresa de nombre importante pero que en realidad era sólo un pequeño taller en la localidad de Surbiton, estado de Surrey, Inglaterra. Lo que comenzó con una tímida producción de autos artesanales alcanzó renombre años más tarde al convertirse en una de las más prestigiosas casas de preparación de autos de carrera, destacándose en Indy 500, en rally y en Fórmula 1. en la que a fines de los '50 Cooper impuso el motor trasero.
Al tiempo que descendía la racha de victorias de Cooper de la F1, en 1961 John desarrolló una versión especial del diminuto Mini, fabricado por la British Motor Corporation. Con un motor más potente, nuevos frenos y una estética diferenciada, nacía el Mini Cooper (con marcas Austin y Morris), un modelo que dominaría los rallíes a través de esa década, destacándose sobre todo en la dificultosa prueba de Montecarlo.

Mini Cooper S John Cooper Works
Con plena carga lateral, se evidencia el escaso rolido de la suspensión

PLANILLA DE CALIFICACIÓN

Carrocería

Diseño

(20)
17

Equipamiento

(20)
15

Habitabilidad

(20)
10

Baúl / Capacidad

(15)
5

Terminación

(15)
12

Suma

(90)
59

Confort

Suspensiones

(25)
17

Posición de manejo

(20)
17

Asientos traseros

(15)
7

Climatización

(10)
7

Insonorización

(10)
6

Instrumental

(10)
7

Suma

(90)
61

Motor / Transmisión

Funcionamiento

(20)
17

Potencia

(10)
10

Caja de cambios / Relaciones

(10)
10

Aceleración / Velocidad máxima

(20)
18

Elasticidad

(10)
9

Consumo / Autonomía

(20)
15

Suma

(90)
79

Características de manejo

Comportamiento dinámico

(30)
28

Comportamiento cargado

(15)
14

Dirección

(15)
13

Maniobrabilidad

(20)
16

Sensibilidad al viento

(10)
9

Suma

(90)
80

Seguridad

Frenos en frío

(20)
18

Frenos en caliente

(10)
8

Dosificación de frenado

(10)
8

Equipamiento de seguridad

(40)
32

Visibilidad / Luces

(10)
8

Suma

(90)
74

Costo / Beneficio

Precio comparativo

(30)
15

Valor de reventa

(10)
8

Garantía

(10)
6

Suma

(50)
29

Puntaje final

(500)
382

Características técnicas

Motor

Naftero, delantero, transversal. 4 cilindros en línea. Cilindrada 1.598 cm3. Diámetro por carrera 85.8 x 77 mm. Distribución por 2 árboles de levas a la cabeza comandados por cadena. 4 válvulas por cilindro. Alimentación por inyección electrónica multipunto, compresor volumétrico Roots e intercooler. Refrigeración liquida por electroventilador. Capacidad 6 litros. Circuito de lubricación 4.5 litros. Relación de compresión 8.3:1. Potencia 210 CV a 6.950 rpm. Par motor 25 kgm a 4.500 rpm

Transmisión

Tracción delantera con control de tracción y estabilidad. Embrague monodisco seco. Caja manual de 6 marchas. Relación final. 3.56:1. Relaciones de caja 1era 3.21; 2da 2.02; 3era 1.52; 4ta 1.24; 5ta 1.03; 6ta 0.84. MA 3.13

Dirección

A cremallera asistida

Frenos

A disco en las cuatro ruedas, delanteros ventilados. Diámetro de los discos 275 / 259 mm. ABS y repartidor de presión.

Suspensiones

Delantera. Independiente tipo McPherson con triángulo inferior, barra estabilizadora, resortes helicoidales y amortiguadores.
Trasera. Independiente tipo multibrazo, barra estabilizadora, resortes helicoidales y amortiguadores

Llantas y neumáticos

Llantas 7J de aleación. Neumáticos 205/40 x 18"

Carrocería

Autoportante. Berlina de 2 volúmenes y 2 puertas. 4 plazas. Coeficiente Cx 0.36. Peso 1.215 Kg. Tanque de combustible 50 litros. Baúl 150 dm3. Largo 3.665 mm Ancho 1.688 mm Alto 1.428 mm Entre ejes 2.467 mm Trocha delantera 1.453 mm Trocha trasera 1.460 mm


Pueden dejar sus comentarios sobre este test en el Blog de Test del Ayer

Deja tu comentario sobre este Road Test

 




CONCLUSIONES

A favor

  • Carácter explosivo
  • Aceleraciones
  • Comportamiento dinámico
  • Poder de los frenos

En contra

  • Espacio trasero / acceso
  • Andar en ciudad
  • Faltantes de equipamiento
  • Precio exorbitante
Puntaje final: 382 / 550
(76.40%)

Cotizá ahora el seguro para tu auto

VELOCIDAD MÁXIMA 225.700 Km/h
En 6ta a 5.900 rpm

ACELERACIÓN
0 - 100 Km/h
7.06 s
0 - 400 metros
14.94 s
0 - 1000 metros
27.15 s
40 a 100 Km/h en 4ta
11.65 s
60 a 90 Km/h en 4ta
5.18 s
90 a 120 Km/h en 5ta
8.12 s
CONSUMO
 
l/100 km
Aut (Km)
90 Km/h en 6ta
6.68
748
120 Km/h en 6ta
8.05
621
Urbano
11.78
424


El voluminoso alerón trasero y los espejos en fibra de carbono son dos de los indicadores JCW


La palanca para rebatir los asientos es mejorable

Mini Cooper S John Cooper Works

Mini Cooper S John Cooper Works

Mini Cooper S John Cooper Works
También tiene sello el motor, con un compresor que "llena más"

Mini Cooper S John Cooper Works
Los elevacristales y mandos de espejos están alojados en la extensión del apoyabrazos

EQUIPAMIENTO

Seguridad

• ABS / Repartidor de presión
• Airbags conductor / acompañante / laterales / ITC de protección de cabezas
• Apoyacabezas traseros (2)
• Control de tracción / Estabilidad ASC-T
• Cierre automático de puertas
• Luces antiniebla delanteras y traseras

Confort

• Asientos regulables en altura
• Apertura a distancia de puertas y baúl
• Bloqueo central de puertas
• Climatizador manual con aire acondicionado
• Cruise control
• CD Player
• Comando de radio al volante
• Espejos con comando eléctrico
• Faros de xenón
• Elevacristales eléctricos
• Limpia lavafaros a presión
• Llantas de aleación de 18 "
• Ordenador de a bordo
• Radio AM/FM
• Respaldo trasero rebatible
• Tapizados símil cuero
• Doble techo solar con persiana, delantero eléctrico
• Volante regulable en altura

Funcionamiento

• Alarma sonora de luces encendidas
• Apagado automático de luces
• Regulación de altura de faros automática
• Testigo de mantenimiento / pastillas de freno.
• Testigo de puertas abiertas

Mini Cooper S John Cooper Works
Diminuto baúl

MÁS QUE BREVES

Tercer pedal. Como en todos los Cooper S, nos enamoramos del embrague por su impecable acople, aún en circunstancias de máxima exigencia. Nunca un tironeo.
ASC-T. El control de estabilidad de este Mini está calibrado para no censurar el manejo deportivo. Su intervención es suave y permite algunos sutiles deslizamientos sin entrar en peligro.
Alivio. A pesar del bajo despeje al piso, al no tener casi voladizo delantero y con suspensiones duras, es raro que rocen los bajos del paragolpes delantero en cunetas o lomos de burro. Eso sí. Ud. sentirá todo en los riñones...
Mejorable. El mecanismo para rebatir los respaldos delanteros y dar paso a las plazas posteriores debería reverse. No es sencillo que vuelvan a la posición.
Ruido. A altas velocidades suena un insoportable silbido. No logramos determinar si es de las salidas de ventilación (casi seguro). pero que suena, suena.
Mezquino. Un auto que cuesta 55.000 dólares no puede bajo ningún concepto no incluir climatizador automático en el equipamiento de serie. Lo mismo va para el CD changer. otro de los opcionales del Cooper S JCW.

Mini Cooper S John Cooper Works
Cuentavueltas

Vea también

Austin Mini Cooper S

Austin Mini Cooper S
Revista Motor Clásico 224. Septiembre de 2006
El Blog de Test del Ayer

NOTA PARA FORISTAS, WEBMASTERS, ETC.Si te ha gustado este test y vas a usarlo en un foro, sitio web o cualquier otra publicación, por favor no olvides mencionar que lo obtuviste de Test del Ayer además de incluir un link a este sitio.

Muchas gracias.


 


Road Test de autos argentinos de mas de 10 años de antigüedad
Por Gustavo Ernesto López

email gustavolopez@testdelayer.com.ar